Frases para ligar

  • ¿Cuáles son los horarios de visita en la cárcel? Es que acaban de decretar la hermosura como delito, así que tendré que verte allí.

  • Si la belleza tuviera nombre, sería tu nombre y apellido.

  • ¿Qué hace una flor aquí parada? ¿Puedo ser tu florero?

  • Disculpa, tienes algo mío en tu bolsillo, se llama corazón y lo has robado sin darte cuenta.

  • ¿Quieres descansar un rato? Te has pasado las últimas horas dando vueltas por mi cabeza sin parar!

  • Aquí tienes mi dirección, debes saber a dónde dirigirte cuando llegue la Navidad, porque te he pedido como regalo a Santa.

  • Leí ese mismo libro el mes pasado, ¿me invitas un café y te cuento toda la historia? ¡Te ahorrarás el libro y te ganarás un beso!

  • Disculpa, ¿me dices el camino al cielo, ángel?

  • Es maravilloso ver cómo ha progresado la tecnología… ahora las flores caminan por la calle y hasta sonríen si les hablan.

  • Paso de todo, menos de pasar la noche contigo.

  • Hola, me presento ante ti, ¿cómo es el nombre de la persona que me ha hecho vencer la timidez para venir a hablarle?

  • Me ha llamado la atención tu sonrisa, pero en especial la forma que tienes de usarla. ¿Cómo te llamas?

  • Tu frescura me despertó de mi aburrimiento, ¿te ofreces para seguir refrescándome?

  • ¿Dónde debo pasar a cobrarte el alquiler? Es que has vivido en mi corazón desde el día en que te conocí.

  • ¿Sabés dónde venden diccionarios? Verte me dejó sin palabras.

  • Te veo cara conocida, ¿en qué edición de Vogue fue que saliste tapa?

  • ¿Salió el sol? ¡Oh, no! Era tu espléndida sonrisa.

  • Tu amor es tan difícil de olvidar como una selva en el océano encontrar.

  • No importa si celoso es tu esposo, tú para mí eres lo más hermoso.

  • No sabía que los ángeles vestían a la moda.

  • Hasta ahora pensaba que había que morirse para entrar al cielo, pero al verte a ti me siento entre ángeles y cada vez más vivo.

  • Mañana me recibo de cura… ¿se te ocurre algo para convencerme de lo contrario?

  • No importa dónde ni cuánto tiempo duerma, siempre sueño contigo.

  • ¿Qué ha sido ese ruido? ¡Ah, ya lo sé! Tu cuerpo llamándome desde la distancia.

  • ¿Me dejas ser tu amigo? Así mañana puedo ser el amigo en común que nos presente.

  • Dame la oportunidad de hacerme reír y te daré un lugar en mi corazón.

  • Eres la belleza hecha mujer. No puedo dejar de mirarte. ¿Me dejas avanzar un paso más?

  • Presiento que podemos hacer grandes cosas juntos. ¿Podemos empezar ahora?

  • Atravesé todo el salón para verificar si eras de verdad. Ahora que lo veo, ¿quieres ser mi fantasía?

  • Creo que puedes ser el amor de mi vida, ¿me dejas intentarlo?

  • Te presto mi teléfono si tú me das el tuyo.

  • Si es tan hermoso soñarte, ni puedo imaginar lo increíble que será apretarte.

  • Si me dices que no, me suicidará y por las noches vendré como zombie a asustarte. ¿No crees que es más saludable darme una oportunidad?